María Zalazar falleció este lunes tras estar internada por la infección. Hace dos años se había casado con una compañera y tenían un bebé. Desde el Sindicato municipal y el Instituto de Políticas Públicas LGBT+ lamentaron su pérdida. Este martes a las 9.30, trabajadores y trabajadoras la despiden en el centro médico.

El coronavirus se llevó una vida más en Rosario. María Zalazar trabajaba en la admisión de guardia del Hospital Carrasco falleció este lunes tras estar internada por haberse contagiado covid-19. Desde el Sindicato municipal y el Instituto de Políticas Públicas LGBT+ lamentaron su pérdida.

Este martes a las 9.30 el cortejo fúnebre pasará por el centro médico para que sus compañeros la despidan. Luego, sus restos serán llevados al cementerio El Salvador.

“Era una luchadora”. Trabajadores y trabajadoras del Hospital Carrasco coinciden en que María Salazar era una persona vivaz, de esas que empujan. Había estado en la cocina del Carrasco y actualmente, se desempeñaba en el área de admisión de la guardia. Este lunes falleció por coronavirus, en medio de una pandemia que aunque contabiliza menos víctimas sigue golpeando y muy abajo.

La comisión de Derecho y Diversidad del Sindicato de Trabajadorxs municipales de Rosario lamentaron su fallecimiento. “Una nueva vida que se lleva el coronavirus, otra pérdida de la familia municipal. Abrazamos a su esposa Naty e hijos”, expresaron en un comunicado.

Naty es la esposa de María. Eran compañeras de trabajo y se casaron hace dos años. Tuvieron un bebé. Esteban Paulón, director ejecutivo del Instituto de Políticas Públicas LGBT+, la recordó como una gran compañera, siempre participativa. “María fue mamá junto a su esposa hace muy poco. Trabajó hace tiempo en el Centro Municipal de Distrito Sur y después ingresó a la Municipalidad. Estuvo en el Área de Diversidad Sexual”, comentó apenado.