Naciones Unidas lanzó oficialmente la campaña Únete, que este miércoles da inicio a los 16 días de activismo contra la violencia de género, bajo la premisa “Pinta el mundo de naranja: Financiar, responder, prevenir, recolectar”, que se extenderá hasta el 10 de diciembre.

Con esta iniciativa, el secretario general de ONU invita a los gobiernos, la sociedad civil, las organizaciones de mujeres, las y los jóvenes, el sector privado, los medios de comunicación y todo el sistema de las Naciones Unidas “a unir fuerzas para afrontar la problemática mundial” de violencia contra las mujeres y las niñas.

La campaña insta a la sociedad a sumarse pintando de naranja desde las redes sociales hasta las fachadas de las casas, así como también a entidades públicas y privadas, con el objetivo de “captar la atención, compartir información de emergencia, alzar la voz, dar apoyo y donaciones a organizaciones locales de mujeres”, explicó el organismo en un comunicado.

Este año de pandemia por coronavirus “trae un incremento” en los índices de violencia de género mundiales.

Mientras el mundo se recluía en los hogares debido a las medidas de confinamiento implementadas para contener la pandemia de Covid-19, los informes mostraban un alarmante aumento en la ya existente problemática de violencia contra las mujeres

Las consignas de este año incluyen el financiamiento para iniciativas relacionadas con coronavirus y violencia de género, la prevención del delito como política de Estado, respuestas desde los servicios institucionales para las victimas y la recolección de información para mejorar los programas estatales.

Los 16 días de activismo contra la violencia de género es una campaña internacional anual que se inicia el 25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, y se extiende hasta el 10 de diciembre, Día de los Derechos Humanos.

“Mientras el mundo se recluía en los hogares debido a las medidas de confinamiento implementadas para contener la pandemia de Covid-19, los informes mostraban un alarmante aumento en la ya existente problemática de violencia contra las mujeres”, señaló la ONU.

La campaña tiene su origen en activistas que participaron en la inauguración del Women’s Global Leadership Institute en 1991 y, cada año, continúa bajo la coordinación del Center for Women’s Global Leadership.

Se trata de una estrategia implementada por personas y organizaciones de todo el mundo con el apoyo de la sociedad civil y bajo el liderazgo del Secretario General de las Naciones Unidas.