En medio de las escenas de tensión y tras el ingreso sin control a Casa Rosada, se decidió retirar el féretro de Diego Armando Maradona del salón donde se realizaba el velatorio.


Además, se cortó el ingreso a la sede gubernamental, con el objetivo de intentar controlar la situación