La Cámara de Diputados modifico y giró en segunda revisión al Senado el proyecto sobre el convenio entre la Nación y el distrito porteño para solventar el traspaso de la Policía a la Ciudad de Buenos Aires, cuya suma deberá ser consensuada entre Gobierno nacional y la Ciudad de Buenos Aires.

El dictamen de mayoría fue aprobado por 129 votos -mayoría absoluta- de los cuales 117 fueron aportados por el Frente de Todos, 4 por Córdoba Federal, 6 por el interbloque de Unidad para el Desarrollo, 1 el Movimiento Popular Neuquino, y del Bloque Justicialista.

En tanto, Juntos por el Cambio -junto con tres ex aliados: dos de Acción Federal y el Partido por la Justicia Social- reunió 118 votos para rechazar el proyecto, mientras que 3 diputados de Consenso Federal, 2 de la izquierda y dos socialistas se abstuvieron.

El proyecto aprobado con reformas por Diputados fue devuelto para su revisión al Senado que deberá definir si acepta o rechaza con los dos tercios de los votos los cambios introducidos por el Frente de Todos y consensuados con bloques provinciales como Córdoba Federal y Unidad para el Desarrollo.

La Cámara alta podrá tratarlo en la prórroga de ordinarias o en sesiones extraordinarias porque el Gobierno lo incorporó en el temario de 25 proyectos propuestos anoche para debatir desde el 12 de diciembre.

El texto sancionado por el Senado establecía una suma fija de 24.500 millones de pesos actualizado trimestralmente, pero ahora se estableció que ese monto deberá acordarse en el convenio que deberán firmar en un plazo de 60 días la Nación y la Ciudad de Buenos Aires.

El debate se realizó en medio de un clima de tensión entre el oficialismo y Juntos por el Cambio que atrasaron la discusión del dictamen por más de 12 horas, ya que la principal bancada opositora considera inválida la sesión que se prolongó por 18 horas.

Incluso, en la madrugada debatió por espacio de dos horas una moción propuesta por la diputada del Frente de Todos Vanesa Siley para poder continuar con la sesión, ante el reclamo de Juntos por el Cambio para que se levantara.