Una tucumana de 24 años denunció haber sido discriminada en un boliche de Mar del Plata. Según detalló la joven, intentó ingresar al local bailable con amigas y fue la única a la que no la dejaron pasar por su sobrepeso. “Pasé un momento horrible”, manifestó.

Sofía Elizabeth Ortiz Andrada es de Tucumán, estudia Recursos Humanos y es la primera modelo “plus size” de su provincia. Viajó a la costa atlántica con amigas para disfrutar de sus vacaciones. Como parte del protocolo para prevenir contagios de coronavirus, el grupo había reservado un box en el boliche Bruto, ubicado en Playa Grande. Sin embargo, al llegar al lugar, todas lograron ingresar menos ella. “A mis amigas les ponían las pulseras y pasaban nomás, pero a mí me pararon. Entonces, les dije: ‘Yo estoy con las chicas que acaban de pasar'”, relató a El Tucumano. “El de seguridad me contestó: ‘Pará que me fijo si hay lugar’. Me tuvieron esperando ahí como media hora mientras los demás seguían pasando“, añadió.

"Me tuvieron esperando ahí como media hora mientras los demás seguían pasando", contó Sofía Ortiz Andrada
“Me tuvieron esperando ahí como media hora mientras los demás seguían pasando”, contó Sofía Ortiz Andrada

En ese momento, Sofía exigió que le explicaran por qué la demoraban y el custodio señaló que el lugar es para mayores de 21 años. Al mostrarle el documento -que indica que Ortiz Andrada tiene 24-, el hombre le dijo que tenía que pagar el precio de la entrada. A pesar de que el boliche ofrecía entrada gratis a quienes reservaran, la joven se mostró predispuesta a pagar por su ingreso. Finalmente, el guardia dijo que no había espacio. “Cuando me di cuenta de lo que estaba pasando, me largué a llorar y me puse súper mal“, explicó. “Mis amigas se tuvieron que ir del lugar, ellas estaban con mucha bronca por lo que me hicieron”.

Luego, Sofía contó que en Tucumán nunca le ocurrió algo similar. “Es la primera vez que me pasa”, expresó. “En Tucumán me conocen, no me harían esto nunca. Nunca me afectó que me miren mal, pero hacer pasar mal a alguien en la puerta es demasiado”. Tras el episodio, el grupo de amigas intentó contactarse con el boliche, pero nunca recibieron respuesta. “Lo único que recibimos de ellos fue una tilde azul”, dijo la joven.

"En este lugar tacharon a alguien porque su cuerpo es diferente a los demás", expresó
“En este lugar tacharon a alguien porque su cuerpo es diferente a los demás”, expresó

“Ellos hacen oídos sordos y no les importó; es más, me parece que lo toman como publicidad para el boliche. Yo ahora me siento avergonzada cuando voy a la playa y, después de ese día, no volví a ningún boliche”, sumó. Espontáneamente, la sede de INADI en Mar del Plata se contactó con Ortiz Andrada y la respaldarán para iniciar acciones legales contra el local bailable por daños y perjuicios.

“Soy la primera modelo de Tucumán con sobrepeso y no quiero normalizar el sobrepeso, pero quiero mostrar que en este lugar tacharon a alguien porque su cuerpo es diferente a los demás”, le dijo Ortiz Andrada a la prensa. “No quiero que le pase a nadie lo mismo, ya sea por bajito, gordito, por homosexual. No quiero que a nadie le pase porque es una situación horrible“, remarcó.