El Ministerio de Seguridad llevó adelante un conjunto de procedimientos para reducir el robo predatorio. Estos operativos se replicarán en el resto de la provincia, articulando con los municipios correspondientes.

El gobierno de la provincia, a través del Ministerio de Seguridad, llevó adelante un conjunto de procedimientos del que participaron, personal de la Unidad Regional II, diferentes equipos tácticos de la PAT, de las Tropas de Operaciones Especiales, el GIRI junto a la Municipalidad y las Fuerzas Federales, para reducir el robo predatorio.

Desde el centro de Rosario, el subsecretario de Prevención y Control, Alberto Mongia, destacó el apoyo de todos los actores a la hora de programar el trabajo en conjunto: “Se abordó la planificación de operativos, y se definieron protocolos y procedimientos. Por la noche estamos concentrados en el control de la circulación y las fiestas clandestinas, como en el día de ayer que se desarticularon 3 fiestas, gracias al fiscal Schiappa Pietra, en una se esperaban más de 6.000 personas”.

Por otra parte, el funcionario recordó que se continúa trabajando en la detección e interceptación de “picadas” y el permanente control en las zonas costeras del río para que se respeten los protocolos de distanciamiento y protección. “En todos los casos se articula junto a la Municipalidad de Rosario, y la Justicia”, señaló.

Mongia se manifestó en contra de estas acciones delictivas “que tienen que ver con la cotideaneidad, el descuidismo, la billetera, estas acciones que a la persona la pone en situación de presa, a través de una persona que mete pánico y no deja vivir”.

“Con estos operativos queremos que la gente pueda vivir, pueda desarrollar de manera más fácil su vida”, agregó el funcionario provincial.

Finalmente, Mongia aseguró: “La gente está muy conforme, los comerciantes están muy conformes. Me parece que es muy bueno y hay que sostener estos operativos.Estos operativos se replican en el resto de la provincia, articulando con los municipios correspondientes”.