El Gobierno Provincial, a través del Ministerio de Infraestructura, Servicios Públicos y Hábitat, licitó las obras de refuncionalización del sector de mamografía y demolición del tanque de reserva de agua -en desuso- del hospital Provincial “Dr. Gumersindo Sayago” de la ciudad de Santa Fe.

Se presentaron dos oferentes: la firma MT SRL, que cotizó la suma de $ 15.304.575; y la empresa ALAM-CO SA, por $ 15.278.810.

El acto estuvo encabezado por la ministra de Infraestructura, Servicios Públicos y Hábitat, Silvina Frana; la secretaria de Arquitectura y Obras Públicas, Leticia Battaglia; y la directora del hospital Sayago, Claudia Mairone.

Al respecto, la ministra manifestó que “el hospital Sayago precisa una intervención profunda, por eso comenzamos licitando una primera etapa de esta refuncionalización que estamos planteando, para mejorar el servicio de mamografía que no está funcionado porque las condiciones edilicias lo impiden, teniendo en cuenta que hay un mamógrafo en condiciones de ser usado”, aseguró.

“Esta es otra de las cuestiones que dejó en evidencia la pandemia, la necesidad de mejorar muchos espacios de salud que requieren intervenciones integrales”, agregó Frana.

En relación a las tareas a ejecutar, la secretaria de Arquitectura y Obras Públicas explicó que “esta es una primera etapa de obras para comenzar a reacondicionar el hospital de manera integral, que contempla unos 90 días de trabajos y un presupuesto oficial con base a julio de 2020, de casi 11 millones de pesos”.

“Esta situación de pandemia, nos obligó a modificar los paradigmas de construcción, pero en un trabajo coordinado y mancomunado con los directivos y el personal del hospital, vamos a poder desarrollar las tareas, y sucesivamente, todas las obras necesarias hasta lograr el hospital que queremos”, señaló Battaglia.

Finalmente, la directora del hospital Sayago indicó que “para nosotros es muy importante esta obra, teniendo en cuenta que el nosocomio hace muchísimos años que no recibe ninguna ayuda, ni reformas. Es un hospital con muchas carencias y presta atención a una zona muy populosa del norte de la ciudad. Estamos entusiasmados con que las obras comiencen, porque el tanque de agua que está en desuso es un peligro y hay que demolerlo, pero también es imprescindible poner en funcionamiento el sector de mamografías, porque tenemos el mamógrafo, pero en las condiciones actuales no lo podemos utilizar”, destacó.