Se trata del presunto autor material del homicidio y dos cómplices. Mariano Martino fue asesinado a golpes el jueves último en la localidad de William Morris.


Tres jóvenes, entre ellos una chica, fueron detenidos por su presunta responsabilidad en el crimen del martillero Mariano Martino, asesinado a golpes el jueves último en la localidad de William Morris, en el partido de Hurlingham, cuando había acudido a mostrar una propiedad.

Los detenidos fueron identificados como Iván Meza, de 23 años y sindicado como el autor material del crimen; Gonzalo Albornoz, de 18, y Brenda Escalante, de 25, informaron fuentes policiales.

Fue a mostrar una casa y apareció estrangulado y atado de pies y manos en un baño

Los tres, quienes fueron aprehendidos en las últimas horas por efectivos de la comisaría tercera de Hurlingham, fueron inculpados del delito de “homicidio agravado”.

Los policías que participaron en el procedimiento secuestraron 15 celulares y lograron detectar una de las líneas desde las cuales los sospechosos se habrían comunicado con la víctima.

Martino, de 59 años, había acudido el jueves pasado a mostrar una vivienda situada en la intersección de Delfor Díaz y Villegas, en esa localidad situada en la zona oeste del Gran Buenos Aires.

Imágenes de cámaras de seguridad muestran cómo Martino llega a la casa junto a una pareja y luego ingresa un segundo hombre.

Hallaron a un hombre muerto, atado y con golpes en la cabeza

Pocos minutos más tarde, se ve retirar a la pareja y al segundo individuo a bordo de un auto Honda CRV de color gris y al Peugeot 206 perteneciente a Martino, que fue encontrado luego abandonado con las pertenencias del martillero intactas.

El cuerpo de Martino fue encontrado en el baño de la casa con los pies y las manos con precintos, además de signos de haber recibido golpes y ahorcamiento.

Las sospechas apuntan a que el crimen se produjo en el marco de una venganza por una discusión por un terreno que habría tenido Martino con uno de los imputados.

En ese plano, se habría establecido que fue la joven detenida quien contactó al martillero para pedir ver la casa en la que se produjo el crimen.

Los detenidos quedaron a disposición del titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 1 del Departamento Judicial de Moreno, a cargo del fiscal Leandro Ventricelli.