Con un cinto y golpes de puño Darío Fernando Mansilla (33) atacó y amenazó de muerte a su hermanastro el jueves pasado.

Un hombre de 33 años que el jueves pasado fue detenido en la ciudad de Malabrigo, en el marco de una pelea familiar, quedó en prisión preventiva no sólo a causa de la feroz golpiza propinada a su hermanastro, sino porque al identificarlo, surgió del prontuario que cuenta con antecedentes penales condenatorios recientes.

Según informó la oficina de prensa del Ministerio Público de la Acusación (MPA), la medida cautelar fue dispuesta por la jueza de Reconquista, Norma Senn en una audiencia realizada al inicio de esta semana.

Diego Fernando Mansilla fue imputado por el fiscal Leandro Mai como autor de lesiones graves y amenazas en perjuicio de su hermano. El hecho investigado se consumó el pasado jueves a la una de la madrugada, en una vivienda del barrio Estación, de la ciudad norteña.

Fue el fiscal Mai quien informó que “la medida cautelar fue impuesta sin plazo” y que “el imputado tiene antecedentes penales condenatorios”.

Con un cinto y golpes de puño Darío Fernando Mansilla (33) atacó y amenazó de muerte a su hermanastro el jueves pasado.Foto: Gentileza Reconquista Hoy

Cintazos y piñas

En cuanto a las agresiones, el representante del MPA señaló que Mansilla “utilizó un cinturón para herir a su hermano en diferentes partes del cuerpo” y que “le propinó golpes de puño mientras le decía que lo iba a matar”.

El funcionario del MPA resaltó que “cuando la víctima denunció lo ocurrido, el médico policial constató que tenía heridas que demandarán un tiempo de curación superior a 30 días”.

Una de sus hermanas difundió las imágenes en una red social, las cuales luego fueron publicadas por el portal de noticias Reconquista Hoy, en las que se puede apreciar la violencia y salvajismo con el que fue atacada la víctima.

En la misma línea que la información fiscal, el medio periodístico difundió que Mansilla cuenta con una condena a tres años de prisión, dictada a mediados de 2018 por el juez Mauricio Martelossi, a causa de un robo cometido días antes en un kiosco ubicado frente al hospital de Malabrigo, en calle 2 de julio al 800.