Carlos Savanz, el hombre que tuvo secuestrada a M, la nena de siete años a la que se llevó desde Villa Lugano hacia la localidad bonaerense de Luján, habría intentado suicidarse. La información fue dada a conocer por el abogado del detenido, Jorge Alonso.

“Tuvo un intento de quitarse la vida. (Savanz) tiene que estar en un lugar psiquiátrico. Yo lo noté con un delirio místico. Escuchaba voces de más allá”, expresó su defensor.

Alonso, en declaraciones televisivas, relató que habló telefónicamente con su cliente luego de haber “sufrido un episodio particular, él tuvo un intento de quitarse la vida”.

A partir de ese diálogo, el abogado dialogó con Savanz via Zoom y allí le “dio detalles” que le llamaron “la atención”.


“Tiene que estar en un lugar psiquiátrico y lo llevan al mismo lugar de detención. Queremos saber qué tipos de estudios le hicieron. Yo lo noté con un delirio místico, escuchaba voces del más allá y nos preocupó”, destacó el abogado.

Alonso adelantó que en los próximos días pedirá la excarcelación de Savanz, de 39 años, y el beneficio de la prisión domiciliaria porque, a su criterio, debe estar “alojado en un psiquiátrico”.

La justicia decidirá en los próximos días la situación procesal de Savanz, quien el 20 de marzo pasado se negó a declarar y dar detalles sobre el rapto de M., a quien mantuvo lejos de su madre durante tres años, un caso que mantuvo en vilo al país.