A partir de hoy las operaciones en cajeros automáticos volverán a tener costo de comisión para terminales que no sean del banco emisor de la tarjeta de débito, aunque seguirá siendo gratuito para titulares de cuentas sueldo, jubilaciones y beneficiarios de planes sociales como la Asignación Universal por Hijo (AUH), entre otras.

La suspensión del cobro de comisiones para las operaciones en cajeros automáticos había sido dispuesta por el Banco Central (BCRA) en marzo del año pasado para facilitar la distribución del efectivo durante el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO) y luego prorrogado en sucesivas ocasiones.

Sin embargo, la autoridad monetaria notificó a mediados de marzo que rehabilitaría el cobro de comisiones por algunas operaciones a partir del 1 de abril, según corresponda en cada caso, tales como el retiro de efectivo en cajeros de distintas redes (Banelco o Red Link) o bancos.

De esta manera, el funcionamiento de los cajeros volverá a ser desde hoy el mismo que era previo a la pandemia.

“Sólo los titulares de tarjetas de débito asociadas a cuentas sueldo, pago de jubilaciones o planes sociales podrán seguir utilizando sin costo alguno cualquier cajero, sin importar a qué banco o red pertenecen”, anunció el BCRA días atrás en un comunicado.

Para esos usuarios, la gratuidad para retirar el efectivo alcanza al monto total del salario, la jubilación o la prestación social, dependiendo del caso.