La Federación de Industriales de Santa Fe (Fisfe) convocó a sus socios a reforzar protocolos ante la llevada de la nueva ola.

Ante la llegada de la “segunda ola” del Covid-19 a la región, la Federación de Industriales de Santa Fe (Fisfe) solicitó este lunes a las autoridades que “eviten medidas restrictivas que afecten el trabajo y la producción”. La declaración de los industriales se suma a las que también están realizando referentes del comercio y la gastronomía.

La centra fabril provincial recordó a todos sus asociados “la imperiosa necesidad de reforzar la aplicación de todos los protocolos implementados desde marzo de 2020, que hicieron posible en articulación conjunta con autoridades nacionales, provinciales y locales, que fuéramos de las primeras actividades habilitadas, lo que coadyuvó a una rápida recuperación del sector y del empleo industrial”.

Y, precisamente en función de los mencionados antecedentes, solicitaron “a las autoridades de los distintos niveles que eviten medidas restrictivas que afecten el trabajo y la producción, priorizando la normalidad de las mismas”.

Según Fisfe, “resulta fundamental sostener el nivel de actividad actual; y comenzar a construir un escenario de reactivación económica sustentable, y la recuperación del nivel de empleo formal en general e industrial en particular es el desafío más importante”.

La industria regional está en franca recuperación desde el último trimestre del año pasado, y el temor del sector es que la aplicación de medidas restrictivas vaya a abortar el proceso. Por el lado del comercio, en tanto, la situación es más desesperante y el pedido de que no haya restricciones es directamente para evitar el colapso de muchos locales.