El “tironeo” Liga-Gobierno acorrala al clásico de Santa Fe