Estaba internado en terapia intensiva desde el 14 de abril y falleció el día de su cumpleaños; era editor de la revista Viva de Clarín.

El periodista de Clarín, Pablo Calvo, falleció el jueves 6 de mayo a los 53 años tras pelear durante 26 días contra una infección de Covid-19. Estaba internado desde el 14 de abril, luego de cuatro días de haber resultado positivo por coronavirus.

Pablo Calvo fue autor de cuatro libros (La muerte de Favaloro; Los mendigos y el tirano; Dios es Cuervo y Los Tesoros del Gasómetro) y fue distinguido por premios nacionales e internacionales.

Hincha fanático de San Lorenzo, Calvo se desempeñaba como editor de la revista Viva de Clarín, luego de una amplia trayectoria en el diario de la misma editorial en las secciones de política e investigación. Fue docente en la Maestría de Periodismo que brinda Clarín en convenio con la Universidad de San Andrés. Estaba divorciado y tenía un hijo, León.

El sábado 10 de abril dio positivo de Covid-19 y estuvo internado en terapia intensiva cuatro días más tarde de contraer la enfermedad. Murió este jueves 6 de mayo, el día de su cumpleaños.

La despedida a Calvo en redes
El periodista Pablo Calvo fue recordado por colegas e influencers en las redes sociales y su nombre se convirtió en tendencia durante la mañana de este viernes 7 de mayo en Twitter.

Los mensajes abundan en despedidas sentidas a quien dedicó su vida al periodismo y, por su trayectoria, fue distinguido por distintos foros en la materia.

El club San Lorenzo, del cual Pablo Calvo era hincha, le dedicó un recuerdo en Twitter a quien fuera autor de numerosas publicaciones acerca de la institución: “Periodista de raza, escritor exquisito y, sobre todo, una persona de una calidez humana extraordinaria”, lo describió el Cuervo.

En esa línea se expresó Marcelo Tinelli, quien se refirió a la pasión azulgrana que Calvo sentía por el club y dejó un sentido mensaje para su hijo, León. “No salgo de mi asombro”, escribió el presidente de San Lorenzo.

Sus colegas se sumaron a las despedidas y compartieron una descripción sobre cómo era el periodista de Clarín. Entre ellos, Estefanía Pozo lo calificó de “un tipazo” por haber estado presente cuando su padre contrajo Covid-19.

Nicolás Wiñazki dijo: “Estamos helados y devastados”, indicó sobre a quien describió como “un genio” y pidió que “el cielo de San Lorenzo te devuelva” .