El histórico jugador de la Selección argentina de rugby abrió el debate en las redes sociales una hora antes del comienzo del Superclásico. River-Boca se jugó, pese a los 15 contagios en el plantel Millonario.


Agustín Pichot, leyenda del rugby argentino, fue se mostró muy crítico en las redes sociales por la continuidad del fútbol en medio de la gran cantidad de casos de coronavirus que se registran diariamente en nuestro país e incluso durante un brote de la enfermedad que está castigando a varios equipos argentinos, entre ellos, por supuesto, River Plate (15 casos confirmados).

“Tenemos a las chicas y chicos sin hacer deporte, lo que más aman; sin ir al colegio, lo mas responsable. ¿Y se juega al futbol así? No puede ser”, se quejó el histórico capitán de Los Pumas por medio de su cuenta de Twitter y dividió las opiniones.

Agustín Pichot, indignado porque el fútbol se sigue jugando pese a la situación sanitaria argentina. (Foto: Twitter de @AP9_)
Uno de sus seguidores le consultó por qué expresaba esto ahora, cuando el afectado es River, y no lo hizo en otro momento cuando otros clubes locales y extranjeros padecieron el COVID-19. Y Pichot respondió: “Me da igual el cuadro. De verdad. Es un tema de sentido común. El futbol o rugby o ningún deporte son mas importantes que el bien común de una sociedad”.

Agustín Pichot, de 46 años, jugó cuatro Mundiales con la camiseta argentina y fue un símbolo del rugby de nuestro país. Desde 2011 es miembro del Salón de la Fama de la World Rugby y hasta 2020 fue vicepresidente de la WR.

Las palabras de Pichot tenían como origen el Superclásico que se jugó en la Bombonera: 15 futbolistas se contagiaron Covid-19 y no pudieron estar presentes. Sus compañeros, pese a haber sido contactos estrechos y con controles previos, sí lo hicieron.

A lo largo del sábado, River informó que Paulo Díaz, Federico Girotti, Enrique Bologna, Germán Lux, Robert Rojas, Nicolás De La Cruz, Rafael Santos Borré, Bruno Zuculini, Tomás Castro Ponce, Matías Suárez, Benjamín Rollheiser, Agustín Palavecino y Santiago Simón dieron positivo. De esta manera, los planes de Marcelo Gallardo cambiaron por completo, ya que entre los afectados hay varios titulares y también futbolistas que suelen ser primer recambio.

Un punto clave pasó por la imposibilidad del “Muñeco” Gallardo de contar con alguno de los cuatro arqueros del plantel profesional y anotados para la Copa Libertadores. Ante este panorama, el DT debió acudir al suplente de la Reserva. Una situación sin precedente en el fútbol argentino.

El arquero “millonario” elegido para el Superclásico fue Alan Leonardo Díaz, quien no jugó ni un minuto en Tercera División, y con 21 años se vio obligado a hacer su debut en primera.