El tren transportaba nitrato de amonio, una sustancia que puede mezclarse con otras para fabricar un potente explosivo. 80 de los 2.700 habitantes de una localidad próxima fueron desplazados a otros lugares.

Estas son las tremendas imágenes vistas desde el aire del descarrilamiento de un tren de 47 vagones con sustancias peligrosas en Iowa, Estados Unidos. El tren descarriló el pasado domingo y algunos de los vagones comenzaron a arder, por lo que hubo que evacuar parte de una localidad próxima y 80 de los 2.700 habitantes fueron desplazados a otros lugares.

El tren transportaba nitrato de amonio, una sustancia que puede mezclarse con otras para fabricar un potente explosivo. También fue cerrada un área de varios kilómetros alrededor del accidente en el que no hubo ningún herido, según la compañía Union Pacific.

Videos obtenidos desde el lugar de los hechos muestran varios vagones diseminados por la zona, así como columnas del humo emanando de algunos de ellos. Según medios locales, lo que se quema es el diésel y no el cargamento transportado.