Se trata de 143 alumnos de un total de 20.703 contando los niveles inicial, primario y secundario. En cuanto a docentes y asistentes escolares, la cifra es de 4,7%.

En continuidad con el gran trabajo que sostiene desde hace meses, la Sociedad Argentina de Pediatría filial Santa Fe, llevo a cabo la segunda Encuesta que mide el segundo mes de clases semipresenciales con el aporte de los directivos y representantes legales de algunas escuelas de las ciudades de Santa Fe y Santo Tomé.

“Nuevamente desde Padres Organizados Santa Fe acompañamos este estudio convencidos de la importancia de la elaboración de estudios como éste, que arrojan datos objetivos para tomar decisiones prudentes frente a tanta incertidumbre. Necesitamos que las reglas sean claras para acompañar los consensos que cada vez se hacen más necesarios”, manifestó la organización en un comunicado.

“El aumento sostenido de casos demuestra que no son las escuelas abiertas las que generan los focos de contagio”, agregaron. “Todo lo contrario -prosigue el texto-, las escuelas funcionan como lugares de detección del virus y generan un espacio cuidado en el que niñas niños y adolescentes se encuentran seguros con los estrictos protocolos a los que se han adaptado” y asegura que “Toda la comunidad educativa logró aceitar este mecanismo durante los escasos dos meses de clases alternadas con mucho compromiso, cuestión que se refleja a través de documentos como éste que más que nunca indican que (como en el resto del mundo), las Escuelas deben estar abiertas”.

Otro punto fundamental que consideran en el documento “es la vacunación a casi la totalidad de los docentes”: “Esta priorización como grupo receptor de vacunas, también abona a las condiciones ideales para tener las escuelas abiertas”, plantean.

En cuanto a la movilidad que generan las escuelas, último criterio utilizado para cerrarlas, aclaran que “a diferencia del AMBA, sabemos que no influye el uso del transporte público en las ciudades santafesinas (también generamos evidencia al respecto)”. “Igualmente, instamos a ofrecer alternativas que no signifiquen solo el cierre”, solicitan.

“Más allá del daño enorme que produce en los niños estar fuera de las escuelas, que se suma a un año completo sin clases presenciales durante el 2020, nos sorprende que no se presenten alternativas durante las semanas que ya pasaron con Escuelas cerradas”, advierten los padres organizados. “Nos referimos -aclaran- a ideas discutidas en el Consejo Federal de Educación en donde se propuso que ante el peor escenario, las escuelas permanezcan abiertas si o sí para alumnos de primer y segundo grado, alumnos con discapacidades, alumnos en situación de vulnerabilidad y alumnos hijos de trabajadores esenciales”.

Finalmente, hacen constar que su preocupación “más grande” es “la falta de plan”: “Estamos convencidos de la necesidad de un rumbo claro que genere consenso en las medidas que se toman”, concluye el comunicado que acompaña los resultados de la segunda encuesta  de la Sociedad Argentina de Pediatría filial Santa Fe.

Algunas cifras  

Según la encuesta realizada por la Sociedad Argentina de Pediatría, solo el 0,7% de los alumnos de todos los niveles contrajeron coronavirus. Esto quiere decir que 143 alumnos dieron positivo de un total de 20.703 entre el 15 de abril y el 15 de mayo. En detalle, el 65% de esos 143 alumnos pertenecen al nivel secundario. 

En cuanto a docentes y asistentes escolares, el número asciende a 4,7% del total encuestado. Se trata de 34 adultos del nivel inicial, 44 del nivel primario y 63 del nivel secundario. 

La mayor cifra de contagios se dio entre los “padres de alumnos” según indica la encuesta, frente a lo que el ente aconseja mantener las normas de prevención ‘fuera de las escuelas’ para poder mantener la presencialidad.