La cantante habló sobre su salud y trató de llevarles tranquilidad a sus seguidores en un posteo. Luego de que se viralizara, su hija repudió la publicación.

A mediados de marzo, Lía Crucet ingresó a una clínica psiquiátrica de Mar del Plata. Su entorno describió que la cantante había perdido abruptamente 60 kilos y tenía pocos momentos de lucidez. Un mes después recibió el alta médica para seguir con su tratamiento de manera ambulatoria bajo el seguimiento de acompañantes terapéuticos y atención psiquiatra. Y en las últimas horas, ella misma se encargó de contar cómo transita su enfermedad.

“Hola amigos del club de fans, acá está Lía Crucet. Muy pronto voy a estar con todos ustedes, la estoy peleando, sé que voy a salir de esta. Los quiero mucho, los amo, un beso grande para todos”, sostuvo la intérprete de ‘La Güera Salomé’ en esta reaparición pública en un video publicado por su pareja Tony Salatino. Pese a que el mensaje tenía una carga optimista, los fanáticos se preocuparon al verla tan desmejorada.

Luego de que la publicación se viralizara, Karina Crucet, hija de la artista, repudió el posteo y rogó que no se exponga más a su mamá. “Ya no puede y no debe trabajar más”, remarcó. Y añadió: “¿Hace falta que el marido publique un video exponiendo así a mi mamá?”.

A principios de la semana, en diálogo con Daniel Ambrosino, el esposo de la artista se quejó por la obra social de Sadaic estaba incumpliendo con el tratamiento que debía recibir la referente de la movida tropical. Incluso, manifestó que ya estaba en contacto con Fernando Burlando para que lo asesorara y lograr resolver la situación de vulnerabilidad en la que se encuentra su esposa.

En estos momento queda en evidencia que la relación entre los familiares más cercanos de la cantante no sería óptima. Durante la internación de su abuela en el neuropsiquiátrico, la hija de Karina se mostró muy preocupada en sus redes sociales. “Está como una anciana abandonada, irreconocible. Es una migaja de lo que fue. Los médicos sospechan de que vivió algún trauma con las toallas, porque no se explica su comportamiento. Su marido la abandonó. No tiene por qué estar así”, expresó angustiada.

Lía Crucet negó que sufriera esquizofrenia
En enero de 2020, la salud de la cantante generó preocupación en el ambiente artístico ya que se rumoreó que sufría esquizofrenia. En este sentido, la exponente, que tuvo su momento de gloria durante la década de los 90, publicó un video desmintiendo esta información.

“Hola, les habla Lía Crucet. Quiero dejar tranquilo al público, no tengo absolutamente nada de todo lo que se está diciendo. Esta es la medicación que estoy tomando, que es para la bipolaridad, que lo tiene cualquier persona”, señaló mirando a cámara mientras mostraba una caja de comprimidos.

“Los quiero mucho, los amo. He trabajado con todos los artistas. Tengo 20 años de carrera, tengo cualquier cantidad de discos de oro y platino, he trabajado en todos lados. Les mando un beso grande, quédense tranquilos que no tengo absolutamente nada de todo lo que dicen, les voy a traer el certificado médico la semana que viene”, concluyó.