Curiosidades en medio de la pandemia. Se reactiva el turismo en la ciudad-emirato y de esa manera, su poderosa economía. Paseos para todos los gustos, incluso en lagos artificiales. Un mundo aparte.

Los datos económicos en pandemia no dejan de sorprender y uno de ellos es el llamativo aumento que registra la venta de barcos de lujo en Dubai, según las informaciones internacionales.

Allí se reactiva el turismo y así, las escapadas a bordo de ess lujosos barcos en los lagos artificiales, se han puesto de moda, indica una información procedente de aquellas latitudes de Asia.

Nunca mejor expresado entonces, aquello del lujo asiático.

Abierta a los turistas desde julio del año pasado, 2020, la ciudad-emirato atrae visitantes por sus restaurantes y playas, pero también con sus yates, en momentos en que el distanciamiento social sigue en vigor.

Quienes pueden disfrutar de un barco de lujo destacan que las salidas resultan más íntimas, en familia o entre amigos. 

Con un horizonte lleno de rascacielos e islas artificiales, los yates operan al 70% de su capacidad, consigna la información de France24.com

Lo corrobora Mohamed al Sayed, director de una empresa de alquiler de esas lujosas embarcaciones: Royal Star Yachts.

Tanto residentes como turistas sueñan con “cruceros” para relajarse, afirma el profesional que lleva ocho años trabajando en el sector.

Las excursiones no económicas ya que se paga hasta 18.000 dirhams (unos 4.000 euros, o 4.850 dólares) por navegar durante tres horas en un barco de 42 metros de eslora, siendo el importe por lo general compartido por los pasajeros a bordo.

Dubai, conocida por sus torres gigantescas y alarde de lujo, posee la economía más diversificada del Golfo, región que depende sobre todo del petróleo. El centro financiero, comercial y aeroportuario también ha desarrollado un vasto sector turístico, con unos 16 millones de visitantes por año antes de la pandemia.

Al tiempo que el país se encuentra entre los más rápidos en comenzar su campaña de vacunación, la afluencia de turistas desde comienzos del año permitió que varias actividades comerciales volviesen a recuperar su nivel previo a la crisis sanitaria.

Simultáneamente, otros servicios, como la entrega de alimentos en plena mar, también aumentan, según indicó otro empresario, Jilan Hertz.

Con reportes de la Agence France Presse, la página del canal de noticias galo también indica que en los barcos se sigue usando mascarilla y se limita la capacidad de pasajeros.

Dubái es un destino muy apreciado por estrellas del deporte, como los futbolistas Cristiano Ronaldo y Paul Pogba, además de “influencers”. Y las páginas de celebridades en bares de moda inundan las redes sociales.