En la ciudad de Santa Fe un simple viaje en colectivo puede convertirse en una pesadilla. 

Esto fue lo que pasó en los primeros minutos del martes cuando un trío de delincuentes tomó por asalto un colectivo de la Línea 10 y, bajo amenazas de muerte, sustrajo pertenencias al chofer del micro y a varios de sus pasajeros.

Según relató el colectivero todo ocurrió pasada la medianoche cuando realizaba la última vuelta de su jornada de trabajo y estaba próximo a arribar al final del recorrido. 

El micro circulaba por Padre Genesio y al llegar al cruce con Marcial Candioti , esto es en barrio Guadalupe Oeste, subieron tres hombres; uno de 30 años y los restantes de 45 años, aproximadamente.

Sin pérdida de tiempo uno de estos individuos extrajo de entre sus ropas un revólver plateado (“tipo 38”, según refirió la víctima) y apuntándole a la cabeza del chofer lo obligó a detener su marcha. 

Acto seguido el rufián se hizo del teléfono celular del colectivero y de los pocos pesos que tenía encima. 

En simultáneo los otros malvivientes repetían la acción contra cinco pasajeros  a quienes le sustrajeron sus bolsos, celulares y dinero.

Culminada la demencial secuencia sus autores descendieron de la unidad y se dieron a la fuga, mientras las víctimas reclamaban ayuda al servicio de emergencias 911.