El nuevo gobierno decidió mayores restricciones para controlar el crecimiento de los casos de temida variante del coronavirus proveniente de la India. Recomendaron evitar los viajes al extranjero. 

El uso del barbijo en lugares cerrados volverá a ser obligatorio en Israel desde la semana próxima para intentar contener un alarmante aumento de casos de coronavirus atribuido a la temida variante Delta, anunció el Gobierno.

Nachman Ash, el máximo funcionario israelí para el manejo de la pandemia, dijo a periodistas que Israel ya registraba este jueves a media tarde 123 contagios, una cuarta jornada consecutiva con más de 100, cifra que no se superaba desde fines de abril.

La obligación del uso de barbijos en interiores fue abolida el 15 de este mes gracias a una vasta campaña de vacunación que había mantenido cifras diarias de dos dígitos de contagios desde el 28 de abril, a veces con días sin casos.

Sin embargo, las infecciones comenzaron a aumentar luego de la aparición de la variante Delta, que fue detectada primero en India y que se estima es las más contagiosa y letal de las denominadas “de cuidado”.

Ash dijo que el brote ya se extendió a varias ciudades del país y recomendó evitar los viajes al extranjero, especialmente a las personas que no se hayan vacunado, haciéndose eco de una similar sugerencia del primer ministro, Naftali Bennett.

“Llamo al público a considerar si viajar al extranjero es esencial. Es altamente recomendable evitar los viajes no esenciales al extranjero”, dijo, informó la agencia de noticias DPA.

“No es momento para viajar con chicos que no están vacunados”, agregó.

“Llamo al público a considerar si viajar al extranjero es esencial. Es altamente recomendable evitar los viajes no esenciales al extranjero. No es momento para viajar con chicos que no están vacunados”NACHMAN ASHMás temprano, el Ministerio de Salud informó de 138 casos y un fallecido en las 24 horas previas.

Asimismo, informó que hay 680 casos activos en el país, incluidos 26 pacientes en estado grave, y agregó que la tasa de positividad es del 0,3%.

Por otra parte, señaló que más de 5,5 de los 9 millones de habitantes de Israel ya recibieron al menos una dosis de la vacuna contra la Covid-19, de las cuales 5.153.966 cuentan con la pauta completa, informó la agencia de noticias Europa Press.

El Gobierno israelí ya había adelantado la posibilidad de reimponer el uso de tapabocas, luego de que comenzara a registrarse en los últimos días el aumento de casos debido a la variante Delta.

Ante el aumento de nuevas infecciones, Israel resolvió ayer posponer la entrada de turistas vacunados al país hasta el 1 de agosto.

Bennett resaltó el martes que el Gobierno hace frente al aumento de casos como si fuera un nuevo brote y recalcó que se están adoptando medidas para hacer frente a la propagación de esta variante en sus primeras etapas.

El propio Bennett anunció que el uso de tapabocas volvía a ser obligatorio en el aeropuerto y en los puestos fronterizos, al tiempo que animó a la población a ponérsela siempre que estuvieran en espacios cerrados, sin imponer su obligatoriedad.

Desde el inicio de la pandemia, Israel contabiliza más 840.000 casos y 6.429 muertos a causa de la enfermedad.