El conductor reaccionó de una manera muy divertida después de que los participantes consiguieran una nueva marca en “Dinero rápido”.

Los Polseman arrasaron esta tarde en 100 Argentinos Dicen (eltrece). En menos de dos minutos, esta familia se llevó 100 mil pesos y marcó un nuevo récord en el programa. El desafío en el que se lucieron fue “Dinero rápido”, un juego en el que los participantes tienen apenas 25 segundos para responder 5 preguntas e intentar acertar cuáles fueron las opciones más votadas previamente.

Para alcanzar esta suma, los participantes Santino Mateo Polseman solo necesitaron dos tandas de este reto. Ambos dieron respuestas que se encontraban entre las más populares entre los argentinos y dieron el batacazo. Incluso, en su primera intervención, Santino logró algo pocas veces en el ciclo: todas sus respuestas coincidieron con las más elegidas.

Hacia el final del programa fue Mateo el que tuvo el desafío de alcanzar la cifra que le garantizara los 100 mil pesos. Su victoria estuvo en duda cuando se confundió el nombre de una villana de Disney -dijo Malévola en vez de Maléfica-, pero logró compensar ese error con la última respuesta en referencia a una verdura de hojas que se utilice en ensaladas.

“Si gana, quiero que hagan un meme suyo con la cara de Popeye”, advirtió Darío Barassi entre risas en referencia a la opción que eligió el participante.

Finalmente, su performance fue más que aceptable y desató la alegría entre sus familiares, que mañana seguirán participando y podrán llevarse más dinero. “Nos van a fundir, nunca entregamos 100 lucas en un solo programa”, señaló con humor el conductor.

Después de este momento a pura competencia, Barassi fue sorprendido al aire por su productora, con quien suele tener insólitos intercambios en vivo. Esta vez, “La Colo” le llevó un sándwich. “¿Qué trajiste? ¡Qué sorpresa! Un aplauso”, dijo entusiasmado mirando a cámara. “Es de crudo y queso, el tema es que el chino no tenía el pan que suele tener, entonces lo reemplazamos por este”, le explicó ella.

Lejos de dejársela pasar, él le dijo que esperaba que al día siguiente le llevara tres panes del supermercados como los que a él le gustan. “Andate con esto ya. Igual dejámelo en el camarín, pero no es lo que yo pedí”, acotó con picardía.

“La Colo” le remarcó que él podía comer la preparación en vivo porque se había llevado todo anotado para cerrar ella. Entre risas y con la aprobación del conductor, la productora tomó una hoja y leyó: “Mañana nuevas preguntas, mucha más plata en juego, nuevas familias, nosotros vamos a estar acá y vos…”.

Enseguida fue interrumpida por su colega Luli, que aseguró que con ese cierre renunciaba ya. Barassi la apoyó y mientras masticaba. “No, es el peor cierre de programa. Chau, chau, chau”, lanzó mientras abandonaba el piso.