17.2 C
Santa Fe
sábado 18 de septiembre de 2021

Día Nacional de la Lucha contra el Síndrome Urémico Hemolítico

Foto: Internet

Te puede interesar

Con el propósito de generar conciencia sobre el SUH y promover acciones para su prevención, la Ley 26.926 estableció el 19 de agosto como el Día Nacional de Lucha contra el Síndrome Urémico Hemolítico.

El Síndrome Urémico Hemolítico (SUH) es una enfermedad endémica que ocasiona más de 400 casos anuales en el país. Afecta principalmente a niños y niñas menores de 5 años y es la principal causa pediátrica de insuficiencia renal aguda y la segunda de insuficiencia renal crónica.

En la mayoría de los casos, el SUH es provocado por infección con Escherichia coli productor de toxina Shiga (STEC). La principal vía de transmisión es fecal-oral, frecuentemente a través de la ingestión de alimentos o agua contaminada con heces de ganado vacuno o por contaminación cruzada durante la manipulación.

También puede transmitirse por contacto directo con personas o animales infectados, a través de aguas de recreación o entornos medio-ambientales no adecuados.

La nefróloga infantil del hospital del Niño Jesús, doctora María Isabel Barros, explicó que esta patología no es frecuente en la provincia, pero a nivel nacional es la principal causa de que los chicos queden con algún grado de insuficiencia renal crónica por alguna enfermedad adquirida. “En las provincias del sur del país suelen tener más casos que nosotros, afortunadamente en Tucumán tenemos entre 3 a 4 casos por año”.

En este marco, la profesional indicó que los principales síntomas en los niños son diarrea con sangre, luego de unos días los padres notan que el niño orina poco, palidez, retención de líquido y cansancio. “Su origen principal es el consumo de productos de carne picada cruda o poco cocinada, pero también puede provocarlo la ingesta de leche sin pasteurizar y de frutas y verduras mal lavadas o mal cocidas contaminadas con la bacteria causante”.

Según la profesional el SUH provoca una destrucción de los glóbulos rojos de la sangre por lo que se genera anemia en los niños que lo padecen y a veces se necesitan altos requerimiento transfusionales, pero el principal riesgo es que el paciente quede con el riñón enfermo a largo plazo.

En tal sentido, las principales recomendaciones para prevenir el síndrome urémico hemolítico son:


Adquirir productos de origen animal y vegetal en establecimientos que reúnan las condiciones de higiene y habilitación necesarias.


Cocinar muy bien las carnes ya que, asegurando su correcta cocción, la bacteria se destruye a los 70 °C (esto se consigue cuando la carne tiene una cocción homogénea). También, prestar especial atención al interior de preparados con carne picada.


Cocinar la carne de cerdo hasta que pierda el color rosado.


Consumir agua potable; ante la duda, hervirla.


No usar la misma tabla y cuchillo para cortar la carne cruda y las verduras que no se cocinarán, así evitará la “contaminación cruzada”.


Lavarse las manos antes y después de comer, tocar animales, manipular alimentos e ir al baño.
Mantener la cadena de frío de los alimentos.


Consumir leche pasteurizada.


Lavar bien las verduras, especialmente las que tienen hojas.

[comentarios]

Últimas noticias