10 C
Santa Fe
lunes 27 de junio de 2022

Cinthia Fernández le ganó un nuevo juicio a Matías Defederico

Foto: Gentileza

Te puede interesar

Cinthia Fernández y Matías Defederico llevan adelante una fuerte batalla judicial hace tiempo por sus tres hijas, Charis, Bella y Francesca. El último conflicto se dio por el régimen de visitas, cuando el ex futbolista manifestó que no podía verlas.

Desde sus historias de Instagram, Cinthia Fernández explicó la situación del régimen de visitas al padre de sus hijas, fundamentó por qué había decidido suspenderlo, y mostró con felicidad el documento de la Justicia que le dio la razón.

Cinthia Fernández mostró el ticket del supermercado y apuntó contra Defederico

“Acá saliendo de trabajar y tengo hermosas y buenas noticias. Gracias, Roberto Castillo, el más genio de los abogados. La Justicia me dio la razón. Obviamente, yo jamás le impedí el contacto al padre con las nenas. Recordando la situación, el señor, tras la cautelar que yo le puse, que era en otra jurisdicción, lo que el Juez expresa en la resolución que les voy a mostrar dentro de un rato. Claramente, él podía ingresar al barrio”, comenzó Fernández su relato en un video.

Y siguió: “Era un capricho, era algo para molestarme a mí, que terminó también molestando a las nenas, haciéndolas pasar una situación espantosa. Esto corre para él y también para el barrio, que actuó de manera maliciosa y van a tener consecuencias respecto a eso. Pero más allá de eso, yo jamás le prohibí ver a las nenas, no lo haría. Me dieron la posibilidad y no lo hice”.

“Me parecía ilógico que mis hijas caminen. Dentro de dos horas, tendrían que volver, si fueran con el padre. A las 21 horas con este frío. A veces llegan dormidas. Mi vieja que está operada, que no puede cargar peso, cargar con las mochilas y caminar 6 cuadras, es una situación espantosa. Que ellas te pregunten ‘¿por qué tenemos que estar caminando y no podemos estar en el auto?'”, fundamentó.

Y aseguró: “Por eso, suspendí el régimen de visitas. Por lo cual él dijo ‘no me deja ver a mis hijas’. Se hizo la víctima y lloró. Me calumnió, diciendo que yo le impedí ver a las nenas. Me llamaron del Juzgado de menores y me dijeron que tenía razón, que era una locura hacerles pasar eso a las nenas. Finalmente, la Justicia, una vez más nos dio la razón, a Roberto, a mi equipo y a mí”.

“Así que el señor nunca tuvo un impedimento de contacto, podía ver a sus hijas. Y ahora hay un papelito, para que pueda ingresar y retirarlas del domicilio en donde viven y cumplir con el régimen de visita. Si yo hubiera sido la peor de las peores madres y te hubiera impedido, nada, simplemente, vas a la Justicia y no te movés de ahí. ¿Y sabés quien fue a la Justicia? Fui yo, a buscar este papelito, que demuestra que no tenía ningún problema para ingresar. Que había sido todo un capricho y todo malicioso”, explicó la panelista.

Y cerró contenta: “En fin, la Justicia nos dio la razón y estoy feliz. Otro triunfo. Solamente quería contarlo porque se juzga y acá están las pruebas. Nadie impidió a nadie nada, sino que era una locura. Así que nada, cerrando bocas”.

Tenso cruce entre Cinthia Fernández y Silvia Fernández Barrio

Cinthia Fernández y Silvia Fernández Barrio mantuvieron un tenso ida y vuelta en el programa Momento D, El Trece, que conduce Fabián Doman, mientras analizaban la tragedia que ocurrió con Felipe Pettinato y el incendio en el departamento del barrio de Belgrano que habitaba.

“¿Quién estaría a cargo de una persona que tiene este tipo de cosas? La familia”, analizó Fernández Barrio sobre la situación del joven de 29 años que fue trasladado a una clínica psiquiátrica. “Y un profesional”, acotó Gabriel Schultz. “Cuando es mayor de edad el paciente hace lo que quiere”, puntualizó Pampito.

Cinthia Fernández amenazó a Matías Defederico: “Te voy a clavar un cuchillo en la garganta”

“No es tan fácil seguir a una persona que es grande”, manifestó la periodista hasta que irrumpió Cinthia Fernández. “Pero sabés como mamá y papá como se lo saco”, sostuvo. Lo que motivó la reacción de Fernández Barrio: “¡Esperá un segundo, por favor te lo pido!”, le dijo con un gesto con sus manos.

Y ahí Cinthia explotó: “Weh, weh, weh, no fue mi intención. Interrumpís siempre y nadie te dice nada. ¡Pará! No es la manera de decirlo, no es la manera de decirlo. Y yo no estoy jodiendo”. Y luego Doman intervino con su opinión para calmar los ánimos.

[comentarios]

Últimas noticias