Inseguridad sin límites en Santa Fe: en barrio Mariano Comas se roban hasta las farolas